Iván Cantos, La cabeza y el campo

Del 7 de octubre al 5 de noviembre de 2016

Obra          Nota Prensa          Biografía

Iván Cantos presenta en Twin Gallery La cabeza y el campo, su segunda exposición individual, en la que hace referencia a la idea de la cabeza, el lienzo y la escultura como campo de juego o zona de experimentación en el vacío. Esta muestra, que se podrá visitar hasta el 5 de noviembre en el horario habitual de la galería, consta de distintas series de esculturas de madera, arcilla y grafito, así como pinturas al óleo en las que todo viene y va hacia lo mismo: representar el punto indefinible donde el medio y la idea previa se funden en algo que no es ni lo uno ni lo otro. En mi anterior exposición, “Cabezas trocadas”, me centré en presentar la materia como algo más que un vehículo con el que expresar una idea, quería convertirla en la idea misma. En esta ocasión he utilizado imágenes de Internet, proyecciones anónimas de gente que nunca he conocido, y las he convertido en un objeto físico, en un cuadro o escultura, en una suerte de reversión de ese vaciamiento y vacío en que se va convirtiendo la experiencia de la relación con el “otro” que se esconde tras una proyección de sí mismo en una pantalla. Me preocupa el concepto de que el “yo” ya no es reflejo del “otro”, sino el reflejo de esa proyección falsificada que crea el “otro”, Iván Cantos.

Iván Cantos, Cabezas trocadas

Del 7 al 30 de mayo de 2014

Obra          Nota Prensa          Biografía

En mayo de 2014 Iván Cantos presentaba en Twin Gallery la exposición Cabezas trocadas, una muestra que se componía de pinturas y esculturas con las que el artista planteaba redescubrir la sensación como cualidad inherente a la obra de arte: un «beberse con los ojos», comer la pintura y la forma, el objeto artístico que tiene vida en sí mismo, que interactúa con la vida, que se rompe y se reconstruye de forma nueva, en una especie de objeto «neocubista», sin necesitar un libro de instrucciones de uso, ni soportes externos. La vida es sensación, es percepción, es incluso ese sexto sentido que es algo tan misterioso como «percibir que percibes», eso es la conscienciaIván Cantos. Cabezas trocadas contaba con dos líneas de obras escultóricas: Línea física: enfatizaba la “fisicalidad” de la obra en cuanto al color y la forma, esculturas de madera policromada presentadas en distintas fases del proceso creativo.  Línea proyecciones o “Perros hinchados”:  una serie de esculturas concebidas desde el terreno de las ideas.